Flotando

Close your eyes, give me your hand, darling Do you feel my heart beating Do you understand? Do you feel the same Am I only dreaming, ah Is this burning an eternal flame? Es la canción perfecta para este momento. Estoy cayendo y al mismo tiempo siento que floto. Me siento como un astronouta en... Leer más →

Cerillas

Pocas tragedias son mayores que nacer como cerilla y no serlo. Vivo sin saber bien por qué y me dejo llevar. Mis aspiraciones, mis amigos… Todo es tan prefabricado, tan vacío que al final me acostumbro pero hay una parte de mí a la que le falta algo más. Algo que no sé qué es... Leer más →

Nostalgia

¿Alguna vez te has preguntado a qué huele la nostalgia? Huele a hogar. A la casa de tu abuela cuando ibas a verla los domingos y, antes de llegar a la puerta, ya podías adivinar qué plato llevaba preparando toda la mañana. Llegabas y lo primero que hacías era soltar todas tus cosas porque enseguida... Leer más →

Estanque de luna

   La noche está despejada y la luna brilla con fuerza. Como está acabando la primavera no hace nada de frío y la suave brisa es casi un alivio. Estoy sentado a los pies de un árbol en un claro en el bosque y sigo con la mirada clavada en la imagen de la luna... Leer más →

Mascarada

   Estoy en un salón de baile ridículamente grande y donde todos los detalles están cuidados al máximo. La junta de las piezas de mármol del suelo que parece un río de oro líquido con infinitas bifurcaciones o los adornos que decoran la pared como si fuera un cuadro en sí misma son prueba de... Leer más →

El invierno

   Hacía ya tiempo que me había convertido en un súbdito más de la Princesa Invernal, y aún más desde que pudiera conocer la magia de sus palabras.    Todo comenzó a cuando llegó el invierno, fue entonces cuando empecé a oírla. Su voz era dulce y melosa. Tierna y juguetona, se movía entre las... Leer más →

Puertas

   Todo sale mal, una y otra vez. Mi consuelo es el autoengaño, la mentira de que algo mejor vendrá, que cuando se cierra una puerta se abre una ventana. Y a veces parece que sí, que puede ser, y empiezas a pensar en esa puerta cerrada con detenimiento y te das cuenta de que... Leer más →

Feliz Año Nuevo(?)

New Year New Me dicen. Yo no lo tengo tan claro. Creo que mañana cuando den las 12 campanadas seguiré siendo el mismo yo, aunque es cierto que no soy el mismo que acabó el año pasado. Han cambiado tantísimas cosas: vivir sólo, cambiar de carrera, de ciudad, salir del armario (a cachos, es algo... Leer más →

Las 4:00

   Eran las 4:00.    Ya las 4:00.    Sólo las 4:00.    Las tres veces he dicho lo mismo y al mismo tiempo no. Es un poco paradójico que un adverbio, una palabra que al fin y al cabo no es más que algo intangible, condicione tanto la percepción que tenemos del mundo que... Leer más →

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑